Una triste noticia, el Festival de Cinema Asiàtic de Barcelona (Baff) cierra puertas después de 12 exitosas ediciones, tras la disolución de 100.000 Retinas, la entidad organizadora, que se ha disuelto por “múltiples razones personales” según ha confirmado a Europa Press su fundador y director Carlos Rodríguez Ríos.

Ríos no ha culpabilizado a las administraciones a pesar de la disminución de las ayudas y ha recordado que la decisión de dejar de celebrar el festival, que ha avanzado este jueves el diario ‘Avui’, ha sido personal.

A los largo de las 12 ediciones del festival ha acogido a más de 100.000 espectadores, 500 largometrajes de diversos países asiáticos y ha recibido a directores tan importantes como Arvin Chen, Johnnie To o Kang-sheng. Desde luego, deja un gran vacío en el panorama cultural de la ciudad contal.

Anuncios