Strawberry Cliff es una modesta co-producción entre Hong Kong y Estados Unidos. Dirigida por Chris Chow, su primera película como director, y protagonizada por Leslie Anne-Huff (a quien hemos podido ver en diferentes series de televisión como Chuck o Bones) y Eason Chan (East Meets West, Love in Space) es una película de tono sobrenatural que comienza con una idea muy interesante.

Kate (Leslie Anne-Huff) se acerca a un chico en una cafetería y le anuncia que ella tiene el poder de ver cuando morirá una persona, y que él morirá a las 3 de esa misma madrugada. Ella no le pide que la crea, sólo que le dé una señal desde la otra vida, para así saber que hay algo más después de la muerte. El chico muere tal y como Kate había previsto, y al día siguiente ella recibe una extraña llamada desde Hong Kong

La película desarrolla algunas ideas tremendamente interesantes y originales en el mundo de la fantasía y el terror. No voy a entrar en detalles, pues la gracia de la película es no saber mucho más que ésto.

Es una lástima, sin embargo, que la historia avance hasta un momento en que el espectador está hambriento de repuestas, y entonces se base en la sensiblería y pierda el toque de originalidad para abandonar el tono sobrenatural para recuperarlo al final con un desenlace muy pobre.

Toda la película tiene un toque “amateur” y televisivo en cuanto a la calidad del rodaje y la fotografía, pero se le perdona cuando la historia empieza a desarrollarse y la fantasía toma la dirección. Una lástima que esto no consiga estirarse hasta el final.

Aún y así vale la pena no dejar perder la ocasión de ver esta co-producción filmada en inglés en Estados Unidos y Hong Kong. Por la parte de la actuación, los dos protagonistas lo hacen muy bien, aunque en los secundarios sí notamos la marca más “amateur” de la producción (el padre de Kate, y la propia Kate de niña).

En general, una película para ver con palomitas para aquellos que quieran disfrutar de un guión muy del estilo “The Other Limits”.

Anuncios